RSS

Archivo de la etiqueta: ateísmo

¿Ateísmo y Navidad? ¡Por supuesto!

¡Llegó la Navidad! Esa época mágica para el consumismo capitalista donde todo el mundo compra, invita, paga… Es cuando más nos juntamos con la gente, desde la familia hasta los compañeros de trabajo. Para los creyentes se celebra el cumpleaños de Jesucristo, para los paganos, el Solsticio de Invierno (aunque esto se debería haber celebrado entre el 21 y el 22, no me seáis tan hipócritas), Yule, las Saturnalia, o la victoria de Mitra o Sol Invicto.

Pero ¿un ateo? ¿Qué puede celebrar un ateo?

Para empezar, el nacimiento de figuras singulares, como Isaac Newton.

También aprovechamos la comilona que nos paga la empresa. Vale, no todo el mundo nos cae bien; de hecho, estaríamos mejor en casa. Pero oye, ya que el jefe y los de recursos humanos se lo curran y te ahorran la cena de ese día, ¿por qué no aprovecharlo? Y dentro de esta categoría de celebración entrarían la paga extra de Navidad, la “caja”, y la copichuela última antes de vacaciones.

Ah, bueno, es verdad. Tiempo de crisis. De pagas extra y cenas no han habido mucho, ni siquiera para aquellos que conservan su empleo.

¿Entonces?

La cuestión no son las creencias, si no la vida de cada uno, sus circunstancias.

ateo, ateísmo, navidad, adorno, árbol

En la antigüedad más remota, el solsticio de invierno significaba en muchas culturas la vuelta al hogar para afrontar el duro invierno. La última cosecha requería de la ayuda de toda la familia y de los vecinos y, tras el trabajo, tocaban las celebraciones. Este sentimiento queda vivo en la sociedad hasta nuestros días, quedando patente en tradiciones que se pierden en el tiempo como el tió de Nadal.

Cuando te das cuenta del transcurrir de los años y que cada vez ves menos a aquellas personas que estaban cerca de ti sobretodo durante la infancia, se ven con otra perspectiva estas fechas. Días de reunión que a muchos se les antojan anodinas y pesadas, para otros estas fiestas son la oportunidad de ver a seres queridos que hace tiempo no vemos, contarnos cómo va la vida, nuevas anécdotas y revivir viejos recuerdos.

¿Y qué hay del consumismo capitalista? Siempre hay personas que desprecian el más mínimo detalle, bien por que consideran estas fechas un despilfarro o por hacer simplemente la puñeta. Hay gente pa tó, al fin y al cabo.

Sin embargo, más allá de las creencias, de la tradición, del consumismo capitalista, del gastar por gastar, e incluso más allá del “te regalo esto para que me regales aquello”, muchos apreciamos el detalles en sí. Porque un regalo no tiene porqué ser un trasto más. No es necesario un regalo caro, ni siquiera muchos regalos, pues la sorpresa y la alegría que alguien se haya molestado por saber qué te gusta, qué necesitas, no tiene precio.

En fin, llamémoslo fiestas de invierno, Navidad, Yüle, pero independientemente de lo que creamos, hay algo en estas fechas que merecen una atención especial, incluso para gente que no cree en energías místicas ni en seres sobrenaturales.

Sólo aquellas personas que no se dan cuenta de esto, consideran la Navidad como la época mayor del despilfarro. Pobres ellos. En mi caso, es el momento de reencontrarme con la familia, de tomarme un pequeño respiro y, como no, disfrutar de los regalos, ya sean sorpresa como autocomprados, pues todos nos merecemos querernos un poco 😉

Os dejo con mi villancico favorito, del genial Tim Minchin, que explica mejor que nadie por qué algunos ateos celebramos la Navidad.

¡Felices fiestas! 🙂

Anuncios
 
Deja un comentario

Publicado por en 25 diciembre 2012 en ateísmo, personal

 

Etiquetas: , ,

 
A %d blogueros les gusta esto: